Champú Polinesia Keratina 250ml.

Marca Nuggela & Sulé
€24.90

Fortalece desde la fibra capilar, hasta el folículo piloso, mejorando su vitalidad por fuera y por dentro. Está altamente indicado para ser usado después de un tratamiento de Keratina, Botox Capilar, Hialurónico, etc.

No contiene Sulfatos, Sales, Parabenes ni Siliconas. Se puede usar diariamente.

Principios activos:
- Keratina: rellena y reconstruye la fibra del cabello.
- Colágeno y B5: Une y compacta la queratina.
- Ácido Hialurónico: Hidrata, protege y sella la fibra capilar.
- Cebolla: Limpia y nutre el folículo.
- Glucógeno: Fortalece y estimula el crecimiento del cabello.

Beneficios:
- Alarga y mejora resultados de tratamientos capilares como Keratina, Botox Capilar o tratamientos hialurónicos.
- Reconstruye la fibra capilar, sella cutícula y puntas, y restaura el brillo natural del cabello.
- Hidrata y protege la fibra capilar, fortaleciendo el folículo y aportando más volumen. Además, ayuda a controlar el frizz.
- Estimula el crecimiento del cabello y así mismo ayuda a frenar la caída.

Indicado especialmente como Champú post-tratamiento de Keratina, Botox Capilar o Hialurónico.
Se puede usar en todo tipo de cabellos, principalmente en cabellos finos, desestructurados o con puntas abiertas.
Ideal para fortalecer el cabello en épocas de alto desgaste.

No hace espuma! No te preocupes, la cantidad de espuma no es significado de eficacia. Es más, al pasar de un champú convencional a un champú de calidad lo primero que notaremos es la falta de generación de espuma. La mayoría de las veces la espuma en un champú significa mayor cantidad de agentes surfactantes (agentes químicos), dañando esta sobreexposición química al cabello y dejándolo más reseco.

Recomendación: es recomendable hacer dos lavados. En el primer lavado notaremos que hace menos espuma que en el segundo. Es normal, el primer lavado retira restos de suciedad, grasa e impurezas. El segundo, con el cuero cabelludo limpio, beneficia la penetración de activos.

Modo de empleo: Dejar caer el champú sobre la palma de la mano. Frotar ligeramente hasta emulsionar. Aplicar sobre el pelo y cuero cabelludo. Masajear con la espuma generada. Aclarar y repetir la operación para potenciar los resultados. De esta forma preparamos los activos en la palma de la mano, repartimos los activos por el cuero cabelludo y el pelo de manera uniforme, y generamos más espuma para facilitar el masaje capilar.